Masimo acaba de conseguir la autorización por parte de la FDA por la que le permiten lanzar al mercado  sanitario su nuevo modelo Radius-7, un equipo con las más avanzada tecnología y conexión inhalámbrica.

Este dispositivo se coloca en la parte superior del brazo junto al oxímetro que va unido al dedo y un sensor en el cuello,  gracias a la tecnología Wifi se conectan los accesorios a la plataforma raíz, habilitando a los pacientes movilidad para desplazarse por el hospital mientras se mantienen supervisados.

El dispositivo es capaz de realizar el control de hasta 10 parámetros, incluyendo la hemoglobina total, la saturación de oxígeno además de la frecuencia del pulso. Las alarmas son controladas por las enfermeras en caso de que algún parámetro esté fuera de su rango.

Radius-7 es capaz de controlar la velocidad de la respiración utilizando un enfoque acústico a través de un parche que se adjunta en el cuello.

Las características principales del nuevo Radius-7 de Máximo son las siguientes:

-Puntos de vista de los parámetros en forma de onda que facilitan la evaluación “in situ” del estado del paciente.

-Pantalla configurable y compatible con la privacidad del paciente.

-Alarmas sonoras y configurables.

-Duración de la batería de hasta 12 horas de duración. Batería intercambiable.

Fuente: Masimo